Preguntas frecuentes sobre el Real Decreto 293/2018

Acceso a las preguntas más frecuentes sobre el REAL DECRETO 293/2018, de 18 de mayo, sobre reducción del consumo de bolsas de plástico y por el que se crea el Registro de Productores.

Están afectadas todas las bolsas de plástico proporcionadas a los consumidores en los puntos de venta de bienes o productos en el mercado nacional, lo que incluye la venta online y la entrega a domicilio, tengan o no asas e independientemente del espesor.

No estarían incluidas las bolsas de basura, ya que no se consideran bolsas de plástico ni envase.

Tampoco están incluidos los sobres de plástico empleados para las ventas a distancia, si bien éstos deberán ser considerados envases si cumplen con la definición de envase y sus ejemplos establecida en la Ley 11/1997, de 24 de abril, de envases y residuos de envases. Sería el caso de los sobres de plástico que se usan para enviar revistas, propaganda, catálogos a los hogares o los sobres de plástico empleados por los servicios de paquetería.

Las bolsas de plástico ligeras son aquellas que se entregan al consumidor en los puntos de venta y tienen espesor inferior a 50 micras. Pueden tener asa o no.

Las bolsas de plástico muy ligeras son las bolsas de menos de 15 micras que son necesarias por razones de higiene, o que se suministran como envase primario para alimentos a granel, como fruta, legumbre, carne, pescado, entre otros, cuando su uso contribuye a prevenir el desperdicio de estos alimentos. Es decir son las bolsas de sección que podemos encontrar en los supermercados para los alimentos a granel.

A partir del 1 de julio de 2018 está prohibido la entrega gratuita la entrega gratuita a los consumidores de bolsas de plástico en los puntos de venta de bienes o productos, por lo que los comerciantes deben cobrar un precio por cada bolsa de plástico que entreguen. Quedan exceptuadas de ese cobro:

• las bolsas de plástico muy ligeras, es decir, las bolsas de menos de 15 micras que son necesarias por razones de higiene, o que se suministran como envase primario para alimentos a granel, como fruta, legumbre, carne, pescado, entre otros, cuando su uso contribuye a prevenir el desperdicio de estos alimentos.

• las bolsas de plástico con espesor igual o superior a 50 micras con un porcentaje igual o mayor al 70% de plástico reciclado. En este caso los comerciantes deben disponer de documento proporcionado por el fabricante que acredite dicho porcentaje. Además de lo anterior, si el comerciante quiere podría solicitar al fabricante que marcara la bolsa con dicho porcentaje.

Si las bolsas de menos de 15 micras se usan para usos distintos de los especificados antes, sí deben cobrarse también al consumidor.

El precio de cada bolsa de plástico lo fija el comerciante, y para ello puede seguir como orientación los precios establecidos en el anexo I del Real Decreto: 

• Bolsas de espesor inferior a 15 micras destinadas a usos diferentes a los enumerados en la definición de bolsas muy ligeras del artículo 3 d): 5 céntimos de euro/bolsa. 

• Bolsas de espesor comprendido entre las 15 y las 49 micras: 15 céntimos de euro/bolsa. 

• Bolsas de espesor igual o superior a las 50 micras: 15 céntimos de euro/bolsa. 

• Bolsas de espesor igual o superior a 50 micras, con contenido igual o superior a 50% de plástico reciclado pero inferior al 70%: 10 céntimos de euros/ bolsa. 

Si. El comerciante debe informar a los consumidores de los precios establecidos, exponiéndolos al público en un lugar visible e incluyendo una referencia al cumplimiento del artículo 4.1 del Real Decreto. A este respecto se propone el siguiente texto que pueden usar los comerciantes:

En aplicación de la obligación prevista en el artículo 4.1 del Real Decreto 293/2018, de 18 de mayo, sobre reducción del consumo de bolsas de plástico y por el que se crea el Registro de Productores, a partir del 1 de julio de 2018 se cobrará por cada bolsa entregada al consumidor el siguiente precio:

……..”

Las bolsas de plástico que se cobran al consumidor están sujetas al IVA como cualquier otro producto que compra el consumidor. 

El precio por tanto, incluiría el 21% de IVA. 

El Real Decreto 293/2018, de 18 de mayo, según lo establecido en su Disposición final primera, tiene carácter de legislación básica y por lo tanto es aplicable a todo el territorio del Estado. 

El real decreto se ha dictado al amparo del artículo 149.1, reglas 13.ª y 23.ª, de la Constitución, que atribuyen al Estado la competencia exclusiva en materia de bases y coordinación de la planificación general de la actividad económica y en materia de legislación básica sobre protección del medio ambiente, respectivamente. 

En materia de protección del medio ambiente, establece un mínimo común normativo aplicable a todas las CCAA, sin perjuicio de las facultades de éstas para dictar normas adicionales de protección. 

Las CCAA pueden, en el ejercicio de sus competencias en materia de protección del medio ambiente, mantener en vigor su propio tributo que grave las bolsas de plástico suministradas por establecimientos comerciales siempre que se salvaguarde que la normativa estatal se cumpla y que no se suministren gratuitamente las bolsas de plástico ligeras y muy ligeras a partir del 1 de julio de 2018, con la excepción de las previstas en el RD. 

En el caso de Andalucía, que dispone de un impuesto, si éste contempla excepciones que no prevé la norma estatal, esas bolsas habría que cobrarlas aparte del impuesto. En caso de que el impuesto grave bolsas que estén excepcionadas por el RD, se deberá aplicar dicho impuesto, al ser más restrictivo. 

Como ejemplo:

  • Bolsa de Camiseta B.P. 46×61 g-120 – Estaría exenta del impuesto según la norma UNE-53942 pero el comerciante tendría que cobrar la bolsa.
  • Bolsa de Camiseta P.N. 46×61 g-200 con 70% material Reciclado – Estaría exenta del impuesto al cumplir la UNE-53942 y a su vez exenta de cobro por el comerciante.
  • Bolsa de Camiseta P.N. 40×50 g-200 con 70% material Reciclado – No estaría exenta del impuesto según la UNE-53942 por no cumplir con el volumen mínimo, pero si estaría exenta de cobro por parte del comercio.

Lo mismo ocurre con la norma catalana: en este caso, al no establecerse un impuesto sino el cobro obligatorio, habría que comprobar que las excepciones que prevé la norma catalana no entran en conflicto con las previstas en el real decreto estatal. Por ejemplo, según la norma catalana, quedan exceptuadas del cobro, las bolsas compostables que cumplan los requisitos de la norma UNE-EN 13432 o equivalente y las bolsas de sección (aquellas que hay en los departamentos de fruta y verdura, pescado, embutido, entre otros,). En el caso de las bolsas compostables, esta excepción sería contraria a la normativa estatal, que no prevé esta excepción a partir del 1 de julio de 2018, por lo que a partir de dicha fecha, habría que cobrarlas también. No así con las bolsas de sección, que quedan exceptuadas del cobro según el RD estatal, pero a partir de 2021, deberán ser compostables.

A partir del 1 de enero de 2020 está prohibida la entrega a los consumidores de bolsas de plástico fragmentable, es decir, bolsas de plástico fabricadas con aditivos que fragmentan el plástico en microplásticos. Se inclyen en esta prohibición las bolsas oxodegradables u oxofragmentables, fotofragmentables, hidrofragmentables y termofragmentables.

También a partir de esa fecha, las bolsas de más de 50 micras de espesor deben estar fabricadas con un mínimo del 50% de plástico reciclado.

A partir del 1 de enero de 2021 solo podrán ponerse en el mercado nacional bolsas ligeras y muy ligeras de plástico compostables, es decir, aquellas que puedan degradarse biológicamente en plantas de compostaje (las que cumplen la norma UNE En 13432) o en compostadores domésticos (a día de hoy no existe normas comunitarias pero sí existen normas en Bélgica y en Francia. 

Las bolsas compostables muy ligeras (menos de 15 micras usadas para contener alimentos a granel o por razones de higiene) podrán entregarse gratuitamente, pero las de espesor entre 15 y 49 deben seguir cobrándose al consumidor. 

Las bolsas compostables deberán marcarse conforme a la normativa comunitaria que se apruebe en los próximos meses. El MAPAMA informará, a través de la web y mediante comunicación a las asociaciones principales, de dicha norma y de la fecha a partir de la cual todas las bolsas compostables que se pongan en el mercado nacional deberán ir marcadas. 

El artículo 4.4 del Real Decreto, especifica que las medidas para reducir el consumo de bolsas de plástico “afectarán tanto a las bolsas de plástico que se entreguen en los puntos de venta de bienes o productos como a las que puedan suministrarse en la venta online, así como a las entregadas a domicilio, excluyéndose los sobres de plástico empleados para las ventas a distancia.

Para aclara un poco este punto y poder saber cuando quedan exentas de cobro las bolsas en la venta online, tenemos que tener en cuenta si la bolsa va dentro de otro envase o y si esta hace de sobre (sobres currier, e-commers…). Dos ejemplos: 

  1. Se debe cobrar cuando un artículo se introduce en una bolsa de plástico, que a su vez se introduce en una caja de cartón para ser enviada por mensajería, exceptuando las que el propio real decreto excluye (50µ y 70% reciclado, muy ligeras…).
  2. No se debe Cobrar si el mismo artículo se introduce en una bolsa que contiene la etiqueta con las señas del destinatario del envío, es decir, cuando es el sobre. 

¿Preparando la Navidad?

Te ayudamos con la nueva familia de Samafrava, un producto único y novedoso en el mercado, nuestras Bolsas y Sobres con solapa adhesiva STAR BAGS.

  • Nuevos soportes, que te ayudarán a diferenciarte del resto de competidores.
  • Nuevos procesos de fabricación, con los que distinguir tu marca sobre otras.
  • Acabados en alto brillo y mate, destacando su elegancia por encima de todos.
  • Colores, hasta 8 tintas planas y cuatricromías perfectas para que te vean mejor.
  • Productos reutilizables, las mejores alternativas a la bolsa de un solo uso.

More than bags

España ha hecho los deberes para la reducción del consumo de bolsas de plástico de un solo uso

El consumo se ha reducido un 72% entre 2010 y 2013.

Los fabricantes españoles de bolsas de plástico de un solo uso asociados en ANAIP (Asociación Española de Industriales de Plásticos) consideran que la propuesta de Directiva Comunitaria para reducir el consumo de bolsas de plástico de un solo uso llega cuando en España ya se han tomado medidas significativas que han propiciado la reducción drástica de su consumo.

logo_cabecera

Empresa afiliada a ANAIP

Las tres medidas recogidas en la Directiva Comunitaria 94/62/EC de Envases y residuos de envases: reducción, reutilización y reciclado, se están llevando a cabo en España, con éxito.

Con el propósito de que se produjera esa reducción del consumo, ANAIP, los fabricantes de bolsas, representantes de las grandes superficies y supermercados y las entidades Cicloplast, Ecoembes y PlasticsEurope entre otras, desarrollaron hace ya 3 años, en el marco del CTN 53 (Comité Técnico de Normalización de Plásticos y Caucho de AENOR) la norma UNE 53942 sobre bolsas de plástico reutilizables.

En noviembre 2013 ya hay 13 empresas que fabrican esta bolsa reutilizable y que la certifican en organismos certificadores, lo que garantiza el cumplimiento de la norma, es decir su resistencia, su capacidad, su espesor y sus compromisos medioambientales y para uso alimentario. En estos momentos, la mayoría de las grandes superficies y supermercados españoles están entregando estas bolsas, de mayor capacidad y resistencia que las anteriores, que se cobran a un precio que fija cada comercio.

Debido a esta medida, el consumo de bolsas de plástico de un solo uso se ha reducido drásticamente en España en los últimos cuatro años.

Según un estudio de cifras de ventas de las empresas afiliadas a ANAIP, que representan a más del 80% de la producción española, el consumo de bolsas de plástico de un solo uso en España, puestas en el mercado por las grandes superficies y supermercados cayó en 2013 un 72% con respecto a 2009.

Según este estudio, el ritmo anual de caída desde 2009 fue el siguiente:

– en 2010 cayó un 18% sobre 2009

– en 2011 cayó un 57% sobre 2009

– en 2012 cayó un 70% sobre 2009

– en 2013 caerá un 72% sobre 2009

Este drástico ajuste en la producción y venta de bolsas, ha traído consigo una fuerte destrucción de empleo y cierre de empresas.

Según el Director General de ANAIP Enrique Gallego, “Estas cifras muestran el enorme esfuerzo en España para reducir el consumo de bolsas, con un gran coste en cuanto a empleos destruidos y cierre de empresas, que ha dado unos resultados de reducción fácilmente visibles, radicalmente alejados de lo que aún se transmite desde algunos medios de comunicación”.

En paralelo a esta medida, España es uno de los 27 países de la Unión que más bolsas de plástico de un solo uso recicla. Estas vienen contribuyendo a los gastos que genera la recogida selectiva y el reciclado de envases a través del contenedor amarillo, con el pago del punto verde a Ecoembes (en 2013 fue de 472€/Tm).

La Comisión Europea dio a conocer hace unos días una Propuesta de Directiva para la reducción del consumo de bolsas de plástico de un solo uso en el territorio de la Unión Europea. Se refiere a las bolsas de un solo uso que se entregan en las líneas de caja de los comercios, supermercados y grandes superficies. Como se recoge en el borrador de esta Directiva, la Comisión conoce que los niveles de consumo de bolsas son muy diferentes entre cada uno de los 27 estados que integran la Unión, entre los que hay países como España que ya han tomado medidas para que se produzca una reducción efectiva de dicho consumo. Por ello, la Directiva no impondrá medidas iguales para todos los países, sino que dejará a cada país la libertad de que tome las medidas que consideren más adecuadas a su idiosincrasia. Estas medidas pueden ser económicas, o de otro tipo.

Cada país dispondrá del plazo de dos años, a partir de la publicación de la Directiva en el Diario Oficial de la Comisión Europea, para imponer sus medidas.

Más información:

ANAIP (Departamento de Comunicación)

email: economic@anaip.es – Teléfono: 902/28.18.28

ANAIP es la Asociación Española de Industriales de Plásticos, una asociación profesional sin ánimo de lucro que representa a la transformación de plásticos en España, una industria que está integrada por más de 3.500 empresas que dan trabajo directo, en 2013, a más de 60.900 personas y con unos ingresos de explotación, en 2012, de 13.742 millones de €, alcanzado el 7% de las ventas de productos industriales (excluyendo alimentación y bebidas) en España.